NEUROMARKETING GASTRONÓMICO: EL NUEVO CONCEPTO QUE TRIUNFA EN LA HOSTELERÍA

Apuesta por realizar una estrategia de neuromarketing gastronómico en tu restaurante.

¿A quién no le gustaría entrar en la mente del consumidor y conseguir conocer todo lo que pasa por su cabeza en el momento en que se decanta por efectuar una compra? hacía este hecho nos acerca a día de hoy el neuromarketing gastronómico.


El neuromarketing gastronómico es una técnica que cada vez se usa más en hostelería para intentar conseguir conocer mejor los perfiles de los consumidores y sacar un mayor rendimiento de las estrategias de marketing y promoción.

ESTRATEGIAS DE NEUROMARKETING GASTRONÓMICO PARA RESTAURANTES:


Estrategia de precios

Se ha demostrado que el consumidor suele realizar un primer vistazo a todos los precios de la carta antes de empezar a valorar los platos que realmente le interesan. En este caso, es recomendable que a la hora de poner precio a los diferentes platos siempre se incorpore uno que destaque por encima de los demás para así lograr que el consumidor enfoque su vista en el resto.


Esta estrategia del neuromarketing gastronómico generarán un anclaje mental en el consumidor ya que su mente automáticamente se hará con la previsión de que toda la carta es económica a excepción del plato que tiene un coste más elevado que la media.


Por otro lado, otra estrategia que suele generar muy buenos resultados en torno al neuromarketing gastronómico es el uso de números enteros sin decimales ya que el cerebro automáticamente lo asocia como más barato. Pero, en caso de que el uso de decimales sea necesario recomendamos siempre rebajar un céntimo, es decir, 9,99 € ya que la asociación mental en la mayoría de los casos suele tirar hacía el número inferior, o en su defecto, incorporar un decimal terminado en 5.

Orden de productos

En cuanto al orden de los productos una de las principales recomendaciones consistirá en no colocar los precios de forma perfecta, es decir, se recomienda que estos no se puedan organizar ni de más caro a más barato ni viceversa.


Con esta técnica se intenta que el consumidor no vaya impulsado directamente a comprar aquellos productos más baratos sino que interaccione con la página o carta y elija realmente aquellos productos que desea consumir en base a otras prioridades que no son el precio.

Apuesta por realizar una estrategia de neuromarketing gastronómico en tu restaurante.

Copywriting gastro

Como en todos los sectores, en el caso del marketing gastronómico existen palabras que estimulan los sentidos y que incitan a generar las ganas de consumo en el usuario.


Algunos ejemplos que podemos encontrar son: Crujiente, sabroso, suculento, cremoso, fundido, dulce…). Utilizar estas palabras para describir las características de un plato ayudará a incitar al cliente hacia la compra.

Platos destacados

Si queremos que los clientes se fijen sobre todo en una serie de productos es recomendable destacar algunos platos por encima de los demás. Técnicas visuales como el uso mayoritario de rojos, poner etiquetas de descuento o incorporar una columna de novedades y oferta resultarán muy efectivas en estos casos.

Platos descritos en profundidad

Debemos esforzarnos por explicarles a nuestros clientes qué es lo que se van a comer, ya que una descripción detallada ayudará a persuadir a los clientes. Por ejemplo, no es lo mismo definir una hamburguesa como “hamburguesa completa” o “hamburguesa de ternera gallega con mezcla de brotes de lechuga, tomate en rodajas, cebolla morada, finas lonchas de queso cheddar, huevo a la plancha y salsa ranchera con pequeños trozos de bacon”.


Sin ninguna duda, podemos afirmar que el simple hecho de leer la descripción en profundidad del producto nos hará salivar y desear comerlo. El neuromarketing gastronómico nos muestra que cuanto más específica y detallada es la descripción del producto más dinero estará dispuesto el consumidor a pagar por él.

Apuesta por realizar una estrategia de neuromarketing gastronómico en tu restaurante.

Marketing nostálgico

Otra buena opción dentro del neuromarketing gastronómico consistirá en apostar por el sentido nostálgico a la hora de nombrar a los platos. Este método es también una gran estrategia que ayuda a generar cierto convencimiento y ganas en el consumidor.


Poner nombres como por ejemplo: “Tortilla de la abuela”, “croquetas caseras”, “cocinado como antes”,”a la antigua usanza”, “al horno de leña”, “como las de las madres”, “como el de casa” … suele generar cierto interés y ganas en el consumidor ya que denota un cocinado mucho más tradicional utilizando una metodología cuidada.

Marketing social

Apostar por una estrategia que defienda valores sociales también es recomendable pero estos deben ir acorde con la política de marca.


Realizar acciones que promuevan los movimientos healthy, se dediquen a apoyar la sostenibilidad, rebajar el consumo de plásticos, incorporar acciones solidarias… son estrategias muy bien recibidas por el consumidor que poco a poco se va haciendo más exigente con aquello que consume.

Remarcar el origen del producto

Una de las técnicas más utilizadas del neuromarketing gastronómico consiste en el nombramiento de la procedencia de los productos, es decir, el uso de la denominación de origen. Este método suele indicar que los productos que se están utilizando para el plato presentan una calidad excepcional y superior a la media y por lo tanto generalmente el cliente siempre estará dispuesto a pagar más dinero por él plato.

Otras recomendaciones extra

Existen infinidad de alternativas que podemos utilizar para desarrollar una estrategia enfocada en el neuromarketing gastronómico que pueda ayudar a aumentar las ventas. Algunas de las técnicas más simples que debemos conocer son:


  • Generalmente nuestra vista siempre se fija más en los apartados que se encuentran situados a la derecha, es decir, se deberían enfocar hacía la parte derecha los productos que más se quieren resaltar para conseguir que el consumidor les preste una mayor atención.

  • Por otro lado, la introducción del símbolo de € suele generar cierto desconcierto en los clientes, por lo tanto, se recomienda marcar los precios sólo con el número.

  • Ofrecer alternativas también es una táctica infalible para captar al consumidor, disponer de diferentes tamaños de platos puede ayudarnos a captar a más clientes.

  • Debemos tener claro que existen infinidad de alternativas que mueven al consumidor hacía su elección, pero la principal son las emociones. Al final todas las personas comemos con los ojos, los oídos, la vista, la nariz, la memoria y la imaginación. Comemos por placer y nuestro cerebro asocia toda emoción al instante, por ello, lo más importante es estos casos es activar las reacciones no conscientes del consumidor.

    Apuesta por realizar una estrategia de neuromarketing gastronómico en tu restaurante.

    ¿QUIERES DIGITALIZAR TU RESTAURANTE? EN CAMARERO10 TE AYUDAMOS


    Apuesta por Camarero10, Contamos con más de 500 clientes por todo el país que ya se han decidido a beneficiarse de toda la ayuda que aporta la innovación digital de integrar un software tpv a sus establecimientos. ¡No lo dudes, tu restaurante puede ser el siguiente! Ponte en contacto con nosotros, nuestros expertos te atenderán sin ningún compromiso.

    Camarero10: Digitalizando el Sector Hostelero

    CASOS DE ÉXITO

    GUÍAS

    TENDENCIAS

    SABÍAS QUE...?

    MODELOS DE NEGOCIO

    TIPS Y CONSEJOS

    COVID19

    Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

    ACEPTAR
    Aviso de cookies
    Llámanos
    ×